Vigilados por los buitres

Hay lugares naturales sobrecogedores, pero en ocasiones resultan lejanos o difícilmente accesibles. Por eso, somos afortunados por tener a tan sólo media hora de Sos del Rey Católico un espacio espectacular y fácil de visitar para cualquier tipo de viajero: la Foz de Lumbier.

foz-rocaA lo largo de millones de años, el río Irati ha ido erosionando poco a poco la Sierra de Leyre, excavando en la roca caliza un cañón de algo más de 1 kilómetro con paredes de hasta 400 metros de altura donde anida, entre otros, una nutrida colonia de buitres leonados.

Para visitarla, hay dos opciones: un recorrido por el interior del desfiladero (2,6 km. ida y vuelta), y una ruta circular, que comienza rodeando la foz subiendo por las laderas (5,5 km. y 175 m. de desnivel).

foz-cartelesLa versión de la ruta circular que yo hice me llevó algo menos de 2 horas (incluyendo los “mmm… ¿dónde está la marca?”, paradas para beber agua, hacer fotos, y los “¡oh! ¡un buitre volando!” “¡oh! ¡otro buitre volando!”). Con marcas y postes, el camino está bien señalizado, y el único momento algo complicado son algunos trozos de la bajada hacia la foz. Despacio, con cuidado y buen calzado, son fácilmente superables.

La versión que yo hice… y es que en el banco que hay en un pequeño mirador, las marcas señalaban dos caminos. La intención era continuar, pero la estrecha senda junto al precipicio no me pareció un riesgo asumible, así que tomé el otro camino que bajaba a la Foz llegando a mitad de camino entre el Puente del diablo y el segundo túnel.

Mi recomendación: a menos que os apetezca hacer senderismo, si la idea es visitar la foz (más aún si la intención es completar la excursión conociendo Sangüesa, el Castillo de Javier y el Monasterio de Leyre), os recomendaría no hacer la ruta circular, sino el recorrido por el interior de la foz.

foz-de-lumbier-generalHay habilitado un camino por el interior del desfiladero, en el que fue el recorrido del tren Irati, el primer tren eléctrico de pasajeros de la Península Ibérica, que unía Pamplona y Sangüesa.

Así que, aunque no tengas sentido de la orientación ni estés acostumbrado a caminatas, tengas la edad que tengas (¡yo coincidí hasta con una silla de ruedas!), podrás pasear cómodamente disfrutando de la majestuosidad de las rocas calizas, del sonido del río,  refrescarte en él según época del año en la que vayas … todo ello ¡vigilado por los buitres!

foz-buitres

Cuestiones prácticas:

-Al llegar, hay un espacio habilitado para aparcar los coches (2,50 €), junto a un merendero y aseos. En la garita disponen de información sobre la Foz y un servicio de alquiler de prismáticos.

-En cualquier excursión es recomendable llevar agua, protección para la cabeza, crema solar y calzado cómodo (deportivas o botas en el caso de hacer la ruta circular)

foz-tunel-En el camino de la Foz nos encontraremos dos túneles. El de la entrada es muy corto, pero en el segundo (206 m) hay un momento en el que no veremos ni la entrada ni la salida, así que conviene que sepas cómo activar la opción linterna del móvil 😉

-Es una reserva natural, respétala, que tu paso no deje huella en el entorno

-Para completar la excursión, en especial si vais con niños, en Lumbier se encuentra el Centro de Interpretación de las Foces

 

Acerca de loli

Empecé a caminar, a tomar decisiones... y aquí estoy
Esta entrada fue publicada en Excursiones y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *